El refresco promovido por la cantante tiene entre sus principales ingredientes edulcorantes no recomendados entre los jóvenes y colorantes cancerígenos.

Las organizaciones mexicanas que integran la Alianza por la Salud Alimentaria instaron este martes a la cantante española Rosalía a no promocionar productos ultraprocesados que son nocivos para la salud, después de ceder su nombre a un nuevo refresco.

“Le hacemos un llamado a tomar conciencia sobre el tipo de publicidad que está realizando y las implicaciones que tiene sobre la población, sobre todo si esto implica que sus recomendaciones o uso de imagen están enfocadas en productos que no son saludables y contribuyen a agravar los problemas de salud que vivimos en nuestro país”, expusieron en una carta abierta dirigida a la artista.

El pasado 28 de abril, Rosalía ofreció un concierto gratuito en el Zócalo de Ciudad de México que congregó a 160,000 personas, lo que, de acuerdo con las organizaciones, prueba su influencia entre la población mexicana.

Por ello, insisten en la carta, le piden a la cantante “tomar conciencia sobre este tipo de publicidad y sus implicaciones en la población, en especial sobre los jóvenes, las niñas y los niños, al tratarse de productos que dañan su salud”.

México, puntualiza la Alianza por la Salud Alimentaria, encabeza una de las tasas más altas de obesidad con el 40% de los niños con sobrepeso, y enfermedades crónicas a nivel mundial: cerca de 150,000 personas mueren cada año a causa de la diabetes y 220,000 por enfermedades cardiovasculares.

El exrelator por el derecho a la alimentación de Naciones Unidas Oliver De Schutter declaró que México era un país “Coca-Colonizado” y relacionó este hecho con el deterioro de la salud de su ciudadanía.

Coca-Cola ha sido uno de los mayores opositores de las políticas alimentarias en México, implementando una serie de estrategias para evitar su adopción. Y ahora hace uso de celebridades e ‘influencers’ para seguir promocionando sus productos y permeando en la población”, reprocharon en el texto.

Además, denuncian, la compañía es responsable de graves impactos en el medioambiente, como la extracción de agua en regiones con alto estrés hídrico o la contaminación con plásticos en tierra y océanos.

La colaboración entre Rosalía y la compañía consiste en el lanzamiento y promoción de un refresco sin azúcar que lleva el nombre y la imagen de la cantante.

De acuerdo con el estudio realizado por El Poder del Consumidor, organización miembro de la Alianza, este producto tendría entre sus principales ingredientes una serie de edulcorantes no recomendados entre los jóvenes y colorantes cancerígenos.

EFE

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *